jueves, 8 de diciembre de 2011

Salva al tigre.




En Londres resulta que te estás tomando un café helándote de frío porque te obligan a helarte de frío porque ya no se puede fumar dentro y te viene un tipo con un chubasquero naranja que dice "save the tiger" a darte la murga con que al tigre hay que salvarlo, que está muy jodido, y que si cuando te acabes el café por qué no mandas un mensaje a no sé donde con lo que donas no sé cuánto y te das de alta en no sé donde y le das tu email para no sé qué cosa y luego te unes a no sé que otra historia y cuando haces todo eso resulta que estás apadrinando a un tigre y lo salvas y todo. En y desde Londres puedes alimentar a niños en áfrica, contribuir en la investigación contra todos los cánceres que hayan sido alguna vez prescritos, salvar a todo bicho viviente que esté en peligro, ayudar a los sin techo y a los con techo pero sin dinero. La caridad aquí es una religión y hay empresas que ponen a vendedores en la calle que te ofrecen algo de buena conciencia a cambio de unos cuantos pounds y varios email molestos durante algún tiempo. Cuando te encuentres un chubasquero color chillón alguien te van a pedir algo de dinero telemático para que salves algo... yo lo hice una vez, contribuí a comprar una red mosquitera para salvar de la malaria a no sé que niño de áfrica que supongo que ya estaría alimentado; quizás sea una especie de pirámide caritativa, una recoge el dinero para alimentarlo y otro para que el mosquito no eche por tierra el trabajo de la primera. Ahora lo que me queda duda, es que si salvo al niño de la hambruna, lo salvo del mosquito, ayudando a salvar al tigre a lo mejor le estoy volviendo a poner en peligro. Quizás dentro de poco haya una charity (es el nombre que tienen estas organizaciones) con la que subvenciones un fusil para que el niño al que alimentaste y al que ayudaste a no pillar la malaria se defienda del tigre que salvaste. Total, habrá que terminar el trabajo, no vamos a salvar a los niños del hambre y la malaria para que se los coma el tigre. Entonces es cuando los tigres ya si que no sobreviven. Con los tigres fuera del mapa, ahora lo que tenemos son muchos adolescentes con fusiles, alimentados y sin malaria. Así que salvar al tigre se traduce en un montón de adolescentes de los paises que no dejamos que se desarrollen con armas y mucho tiempo libre; sanos como un roble. Y eso sin contar con las charities gubernamentales de los países pluridesarrollados que ya llevan años de ventaja solidaria inundando de armas esos países que no se acaban de desarrollar. Que al final no hay hambre, no hay malaria, no hay tigre, pero hay muchas armas. Entonces ahí. yo, apurando el café, decido. Corto la perolata del del chubasquero naranja y le increpo. Lo que tendría que haber es una charity para la proliferación de las armas de destrucción masivas y que se acabase ya de una puta vez con tó. El tipo se queda estupefacto y ya río y le digo que es coña, que no hombre, que los atajos nunca son buenos, que al final nos destruiremos pero total, para que darse prisa, que eso de la charity de la destrucción masiva era una gilipollez. El tipo da un paso para atrás. Yo dejo el vaso de plástico reciclable en la mesa, me levanto, me coloco la bufanda porque el frío no entiende de caridad, me pongo un cigarro en la boca y le digo la verdad: que no; que no tengo yo el día hoy para tigres.

Así que regateando al del tigre, y como no tenía ánimo de fotos, al final he encontrado ese tigre gracioso en la red y es el que he puesto.

Y bueno, por si a alguno le da por salvar al tigre. Aunque como el tigre que salves se coma al niño al que le compré la red... atente a las consecuencias...

Ok, Even me don´t know what the hell I was talking about. I guess about charities who ask you some money and support to save tigers, whales, kids, and whatever... but I think in spanish my thoughts are a bit more complicated, bizarre and stupids than in English. In English I´m much more settled. I was having a coffee and I saw one of these guys with colourfull raincoats asking to save the tiger. He even didn´t ask me... maybe I don´t looks like the kind of guy who leave some coins in charities but something happened that made me think a little. A girl that was passing by said something to him: Sorry I don´t need this kind of sales, thank you.

3 comentarios:

Guirilandia dijo...

Sabes los carteles esos del metrode si ves algo sospechoso que lo reportes a la poli?
Un día te voy a reportar a las autoridades, diciendo que no paras de hablar de aniquilación nuclear y tal...

Diana dijo...

qué bueno, a mi me pasó con un ballena no sé cómo, estaba en Southport (cerca de Liverpool) me acababa de comprar unas bailarinas, porque los botines que llevaba me habían hecho mucho daño después de andar por Manchester, y aún me quedaba un cacho para volver a mi casa, así que mientras yo me ponía mis zapatos nuevos en un banco de la calle, de noche, con un frío que pela... una muchachita me contó la trista vida de la ballena no sé qué y cuando terminó le dije... lo siento, me acabo de gastar el dinero que llevaba, me da lo justo para vivir y sólo necesito llegar a mi casa y descansar y calentarme. jejeje (vaya rollo que te he soltado) pero qué buenos recuerdos me ha traído este post. gracias

Blogger dijo...

ClixSense is the best work from home website.