sábado, 7 de marzo de 2009

El Mechero.

Estaba en mi cuarto, con el ordenador. De noche. Llaman a la puerta. Así como con mucha educación, muy en silencio. Entra Meredith y trae un papel doblado entre sus manos. Me lo da. Estampado en el papel un montón de tias buenas siliconadas en ropa interior de encaje y en posturas poco decorosas. Mi primera reacción fue un poco así como: ezto que ez lo que ez.

Me dice que lo abra, que es un regalo de Yogan y ella.

Un mechero.

Un zippo.

Ella me señala el borde inferior. Yo me fijo. Y allí veo grabado mi nombre.

Me pongo muy contento. Un detallazo. Me levanto -Yogan está abajo- para abrazarles a los dos cuando me dice: espera, espera (osea, wait, wait) Y cono gestos me indica que le de la vuelta.

Lo hago.

"El loco"

Entonces además de ponerme contento me halagan.

Bajo y les doy dos abrazos y por supuesto un video.

(antes del video: la ideaita del papel regalo fue del Yogan... el mismo se autoinculpó)



Un mechero es práctico, resuelve una papeleta en la que me veo muy a menudo metido. Es bonito de por sí, el mechero es un artículo que entraña mucho, entre otras cosas porque lo llevas siempre contigo, además es un Zippo. Y encima éste está escrito.

3 comentarios:

itjustbegan dijo...

Detallazo.

:)

Jesús dijo...

Me alegra infinitamente comprobar que estás rodeado de gente estupenda...Un abrazo para todos y todas.

Anónimo dijo...

Muy buenos niños...si señor!!Un beso para los dos de mi parte...
Gema.