martes, 2 de diciembre de 2008

Chi Chi Mon.

Chi chi mon no es el nombre de una meretriz tailandesa sino de un restaurante chino que está cerca cerquita de Carnaby Street... en to el centro de londres donde se come de escándalo y por muy pocas perras.

Creo que el contacto del sitio fue por una amiga Neo-zelandesa (o sea, kiwikesa) de Almu -supongo que ya habéis visto la foto de grupo de más abajo y la localizáis-. Asi que amiga Kiwikesa, muchas gracias.



Ver mapa más grande



Ésta es la entradita donde te dan la carta para que vayas eligiendo mientras esperas la mesa (efectividad londinense/mandarina)



Pa mi gusto el mejor plato... eran noodles con pato y el pato estaba de miedo.



No se puede ir a un restaurante chino sin comer los rollitos. Estaban de vicio, y me sorprendió que no gastasen esa grasa que gastan los rollitos chinos de chinos españoles



Setas... por desgracia no fueron alucinógenas.



Más noodles, éstos más finos, un poco picantes pero de miedo.

Se me olvidó la foto del tercer plato, pero es que casi ni lo probamos debido a un curri superhipermegapicante y amargo que para otros paladares será exquisito pero para el nuestro fué algo así como infumable. Almu... que al dia siguiente tenía el Master of Wine casi se jode el paladar con lo importante que es eso para una enóloga que va a su primer dia del Master of Wine.

Por cierto que se me olvidaba, los comensales fuimos: Almu, Sivlia, Cecilia y yo.



El te de la discordia. Al sentarnos una camarera vizca (no soy malo, asi mismo la llamó la compi italiana que nos atendió luego todo el rato) nos puso tres teteras de ésto. Nosotros entendimos "free" y dijimos: pos claro. Resulta que luego fue una equivocación y que en vez de "free" la tipa nos decía en plan pregunta "three?" porque veía que eramos cuatro. Total... que nos metimos tres tazones de te riquísimo por to la cara... ya que evidentemente no nos lo pusieron en la cuenta.



Y esa es la cuenta... aunque parezca mucha chatarra fueron un par de libritas las que le dejamos a la italiana... no está del todo mal no???

Nos salió comer por 7´5 libras en pleno centro: tres platos, cuatro entrantes, dos botellas de agua y un sprite. Extrañamente no vendían coca-cola -Javi... estarás contento no?, pues te jodes que tampoco vendían Pepsi-

10 comentarios:

la cabeza en la puerta dijo...

Ome, qué vas a esperar de un restaurante chino (mandarín) con camarera italiana por muy en to er centro de Londres que esté, ¡por dios!, la Pepsi es para los gourmets, digo...

Calvanki dijo...

jajajaja...

para los gourmets dices...

ajajaja

M. Bernal dijo...

Ciertamente the duck tenía muy buena pinta, pero también los nouilles, o noodles.. Yo prefiero los restaurants chinos en el extranjero, al menos los que conozco se lo curran más. Prueba el 'porc laqué' y no querrás otra cosa.. No se si es lo mismo que el lacón, pero está riquísim. Voy pitando a comer algo-->

Calvanki dijo...

Tomo nota de tu sugerencia culinaria

Cecilia dijo...

el pato, que elgí yo, fue lo mejor sin duda, jajaja!

Calvanki dijo...

of course... pero fue lo mejor por poco, que conste.

Anónimo dijo...

Y como picaban los espaguettis en todas sus modalidades....llegamos a ir al mexicano y nos cargamos el paladar de Almu...a la mierda las catas!!!!

Silvia

Calvanki dijo...

Picaba que era la hostia en verso... pero bueno, sobretodo a ti que pillaste una guindilla,jajaja

Lagartodeldesierto dijo...

Jeje estuve ayer en este restaurante y no me acordaba que habíais estado. Si lo llego a saber, me habría ahorrado el plato de noddles con cemento que me pillé y me habría lanzado a por el pato. Lo que sí que es cierto es que es el sitio más tirado de precio a este lado del Támesis

Calvanki dijo...

Ea... eso te pasa por no ser más asiduos al blog..jajajaj